Elkarabanatzen jarraitzeko ikasten jarraitu

Dice un proverbio hindú: “Con mis maestros he aprendido mucho; con mis colegas, más; con mis alumnos todavía más”. Nunca dejas de aprender. Esta es una máxima en la que todas las personas que formamos parte del equipo de SOINHEZI creemos e intentamos poner en práctica en cada una de las actividades que desarrollamos.

Curso de yoga

En este interés por el aprendizaje continuo como forma de desarrollo no sólo profesional sino también personal, queremos contar aquí la experiencia de una de nuestras compañeras, Anabel Bueno, profesora de los cursos de relajación de SOINHEZI.

Durante el pasado mes de agosto, Anabel ha viajado, por segunda vez consecutiva, a la India, cuna del yoga, para asistir a un curso de 15 días de “Introducción a la medicina Ayurveda”, medicina natural milenaria originaria de este país. Dicho curso incluía asimismo otro de cocina Ayurveda.

Para ello, ha realizado un largo trayecto, nada menos que hasta la escuela de yoga Santosh Puri Asrham que se encuentra en Dehradun, capital del estado indio de  Uttarakhand, a los pies del Himalaya y en las orillas del río Ganges, río sagrado para los hindúes. Un lugar en sí mismo muy especial para todas las personas que practican esta disciplina.

Como cuenta Anabel, “entrar en la escuela supone también vivir la rutina y rigor a la que te lleva el yoga: sus rituales (cantos de mantras en el ritual del harty, al amanecer y anochecer); prácticas de yoga diarias (pranayama, hatha-yoga y meditación); centrar, equilibrar, armonizar mente emociones y cuerpo…”.

Curso de cocina Ayurveda

Curso de cocina Ayurveda

Durante este curso, nuestra compañera ha coincidido con un grupo de siete personas procedentes de diferentes países que como comenta “al final somos un grupo de gente que queremos seguir aprendiendo técnicas, ejercicios que nos ayuden a mejorar nuestro desarrollo como personas y a sentirnos físicamente un poco mejor, entender y mejorar el control de nuestras emociones y pensamientos… Todo ello, desde la calma a la que nos va llevando el yoga, se puede ir consiguiendo”.

Anabel ha empezado esta semana su curso de relajación en el centro cívico de Basoselay, de Basauri, con un grupo mixto compuesto por personas de diferentes edades en el que intentará aportar la experiencia y el aprendizaje vivido durante los días pasados en la escuela de la India. Entre ellos: nuevos ejercicios de respiración, el poder del mantra para calmar la mente, trabajos energéticos con los chakras

Un trabajo continuo en el que, sin duda, todas y todos tenemos mucho que aprender.

Curso de yoga

Y para finalizar esta entrada, nada mejor que la tradicional despedida en sánscrito: HARI OM.